viernes, 21 de noviembre de 2008

Kurume y los compadres


He estado cuatro días en Kurume. Tener un poco de tiempo para hacer turismo en Japón e irse a Kurume -en vez de visitar Kyoto o el monte Fuji- es como tener unos días para hacer turismo en España y, en lugar de ir a Toledo o a Granada, irse a Badajoz. El ir a Kurume me ha permitido acercarme a la realidad de la vida normal de las ciudades medianas en Japón que es tanto como decir acercarse a ver cómo vive la mayoría de la gente. Kurume está en Kyushu que es la tercera isla más grande de Japón (al Sur) y allí vive mi compadre Jomar. Muchos de vosotros sabéis que tengo dos ahijadas (mga inaanak) filipinas, una se llama Mara (hija de Glenda y Eloy) y otra se llama Karizza (hija de Sara y Jomar). A mi compadre Eloy lo conocen bien en Badajoz porque me ha visitado dos veces junto con Glenda. Glenda y Eloy viven en España, en Gerona. No quiero dejar de decir que tengo un compadre más, mi cuñado Jesús que es el marido de mi hermana Pili a quien ya conocéis en este blog. Jomar lleva un año y pico trabajando en Kurume y, al enterarse de que yo estaba en Tokio, me invitó a pasar unos días en el Sur. La verdad es que se ha portado magníficamente, estando pendiente -junto con su novia Hitume- de que yo estuviera a gusto los días que he estado allí. Hemos hecho excursiones, comido las cosas típicas, hemos salido por la noche, etc. Como decía al principio, Kurume te da una idea de lo que es la vida real del Japón, en una magnitud diferente de lo que es Tokio. Me ha gustado Naritasan, una enorme estatua de una divinidad indo budista que se puede visitar por dentro y de la que tenéis fotos en el enlace de más abajo. También me ha gustado el paseo por el Chikugo River y los colores de las hojas de los árboles en otoño. También son bonitos los templos. He aprendido a comer takomentai, shawamushi, el magnífico ramen de Kurume, gyoza, etc. Aunque no quiero daros la coña turística, os comentaré que mañana domingo -esta vez siguiendo los protocolos del "turisteo"- haré una excursión a Nikko, cuyo conjunto de templos es Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO. Pero ya sabéis mi recomendación, si tenéis un poco de tiempo para hacer turismo en España, visitad Badajoz. Si hacéis click en esta foto de abajo veréis las de Kurume:
Kurume

5 comentarios:

Luis dijo...

Nada de "coña turística", te leemos con embeleso (y mucha admiración y un poquito de envidia sana), cuenta cuenta.

Manolo Pérez dijo...

Hombre, tanto como embeleso..., no creo. A ver qué tal sale mañana la visita a Nikko. Ya os la contaré.

Mª José dijo...

Enhorabuena por todo lo realizado en esas lejanas tierras. No sólo hay un "cahito" de España, sino de Extremadura y para hacer turismo, también está muy bien pasearse por el norte de la misma ¿no? -jejejé-
Las fotos son muy interesantes. Sigue informando. Un saludo, Mª José.

Mª José dijo...

Uyy, que quiero decir "CACHITO", ayyy las prisas. Besines.

Manolo Pérez dijo...

Muchas gracias Mª José por tu comentario. ¡Claro que el Norte de Extremadura es una zona magnífica para hacer turismo!