miércoles, 7 de enero de 2009

El frío


Ha llegado el frío a Badajoz. En las dos semanas y pico que llevo aquí no ha hecho realmente frío. Pero hoy ya se ha dejado notar y parece que va a seguir unos días. Sé que en Manila también está el tiempo fresquito, si es que se puede decir así. En Manila en enero no baja de 23 ó 24 grados centígrados. La verdad es que no baja de esa temperatura en todo el año. Pero en esta época, al ser la estación seca, es cuando se está mejor porque no sube de unos 32 ó 33 grados. Para que os hagáis una idea, en algunas noches de enero hay que dormir con una sábana y otras noches con aire acondicionado. Nada parecido a Badajoz, donde en el comedor seguimos teniendo camilla con faldas y brasero eléctrico y donde ponemos la calefacción para quitarle el frío a la casa (a ver si el corte del gas en Rusia no nos afecta). Los filipinos que me han visitado en Extremadura - Glenda y Eloy, y Marie Ramos y sus hijos Iggy y Denise- no podían entender lo del brasero. Por otro lado, el concepto de calefacción es muy difícil de explicar a mis amigos que no han salido nunca de Filipinas a países con frío. Aquí os dejo la foto de un brasero de picón como los que se hacían en mi casa cuando éramos chicos (=pequeños, en extremeño), para que os calentéis un poco.

13 comentarios:

María José dijo...

Antetodo, Feliz 2009 -esperemos que no nos dé muchos sustos-.
Por aquí también hace mucho frío y en el Valle, la sierra está nevada. Recuerdo que cuando era pequeña, mi abuela materna tenía brasero de "picón", que removía de vez en cuando, lo tengo asociado a las tardes de invierno cuando ibamos a verla y a la "modorra" que me entraba. ¡Qué entrañables recuerdos!
Decir que mi madre y sus hermanas no hacían más que repetir a mi abuela que tenía que quitarlo pues era peligroso, luego "ese peligro" lo sufrí en "carnes propias" durante una cena con unos amigos, ayyyy que recuerdos...
Un abrazo, Mª José.

Manolo Pérez dijo...

Pues sí que eran peligrosos los braseros de picón cuando ardían mal. Ahora sigue habiendo accidentes por mala combustión de las estufas de gas. Pero estaba muy bien eso de remover el brasero con la badila y poner los pies encima de la alambrera. Mº José, qué recuerdos...

mary carmen dijo...

muchas charlas habia en las casas de aquella época alrededor del brasero y como calentaban... .... y lo mal que olian cuando no ardian bien ,cuantas veces nos quemabamos los pies en la lambrera o ¿alambrera? jo que recuerdos, no nos vendrian mal ahora con los frios q estan haciendo jaja.
Y os acordais de las bolsas de agua caliente q se ponian en la cama para calentarlas o calentar los pies? uf Dios mio q mayor estoy ......
Un beso.

Manolo Pérez dijo...

Pues no estás tan mayor Mary Carmen. En Tienda Tres (todos los blogueros pacenses saben que Tienda Tres es una tienda de artículos de regalo, maletas, piel, etc) ha habido estos días en el escaparate unas bolsas de agua caliente de diseño bien modernas, para haberlas regalado de Reyes.

Anónimo dijo...

Wowww que bonito debe ser lo del brasero,yo tenia 5 anos cuando sali de extremadura,asi que es algo que tengo en mis recuerdos pero muy lejano,y una vez que fui a Espana en invierno,los he visto en persona jajaaj,muy bonito y acogedor el ambiente que producen,aqui todo es tan diferente,pero bueno tengo una chimenea francesa en mi salon que la usamos muy amenudo,y eso tambien me recuerda el fogon de la casa de mis padres ,me encanta,sobretodo en los dias que esta nevando fuera y en casa se esta de maravilla,porque aparte de la calefaccion que siempre esta funcionando,la chimenea ajajaj
saludos desde new york
maria rosa

Manolo Pérez dijo...

Mª Rosa feliz Año Nuevo! Hacía tiempo que no estábamos en contacto. Ahora ya escribo desde Manila (se acabaron las vacaciones, je, je). A mí me parece que lo del brasero va más allá de la simple tarea de calentar. Bien pudiera compararse su función con una chimenea si lo consideramos como sitio de reunión y tertulia. Tus recuerdos de niñez bien podrían ser actuales si tuvieras un brasero cerquita (je,je). No dejes de escribir de vez en cuando.

Anónimo dijo...

Manolo, buenos días. Esto es una prueba. Esto de los blog es muy interesante

Manolo Pérez dijo...

Ok Anónimo, buenos días. Sigue haciendo pruebas, pero dinos quién eres...

Anónimo dijo...

Feliz 2009 Manolo desde aqui perdona que no te felicite antes,y si que es verdad que hacia tiempo que no habia escrito en tu blog muy interesante,dejame felicitarte,pero es que e estado muy ocupada ultimamente por eso no lo habia hecho,pero ahora ya volvi a mi horario normal en el trabajo y tengo otra vez mas tiempo libre,y la verdad que tengo muchas ganas de ir a espana en otono o invierno para poder ver de cerca el brasero,una matanza,las bellotas,las aceitunas,todas esas cosas que para los extremenos son tan comunes y para miiiii son como tesoros jajaja,para mi es mas facil ir en verano por la escuela de los ninos,pero creo que este me ire aunque sea unos dias.
un abrazo y nos mantenemos en contacto
maria rosa

mary carmen dijo...

que frio estamos pasando manolo, no estamos acostumbrados a minimas de -5º y mañanas en las q no pasamos de los 0ºy para colmo tenemos una "casi epidemia" de "catarrasos" q nos han dejado una tos de excelente calidad.Que envidia la temperatura q teneis por ahi. Este invierno no nos vemos libres del susodicho brasero jaja.
un beso.

Manolo Pérez dijo...

Mary Carmen, seguíos abrigando que aquí yo ya he empezado a poner el aire acondicionado. Hoy ha hecho calor.

Mamen* dijo...

Manolo, he encontrado tu página en Blogs de Badajoz y me ha dado mucha alegría verla. A través de amigos comunes sabía de tu estancia en Manila ahora la leo en primera persona. Esta entrada es entrañable, no hace tanto tiempo que me calentaba con un brasero de picón... o sí, el tiempo pasa volando.
Encantada de leerte.

Manolo Pérez dijo...

Mamen, bienvenida al blog. Escribe tus comentarios cuando quieras.